Antecedentes históricos

El Instituto de Investigaciones Bibliográficas (IIB) es una dependencia estratégica tanto para la Universidad Nacional Autónoma de México como para el proyecto cultural de nuestro país, dado que se encarga de administrar y coordinar a la Biblioteca Nacional de México (BNM) y a la Hemeroteca Nacional de México (HNM), entidades en cuyos acervos se resguarda la memoria histórica impresa, además de manuscritos y otros materiales.

La investigación desarrollada en el IIB, concentrada en su gran mayoría en los acervos de la BNM y la HNM, incluye una gran diversidad de disciplinas; resultado de esto es un amplio número de herramientas de consulta especializada en versiones impresas y digitales, una de las más importantes aportaciones de este instituto en el área de las humanidades.

En 1929, al obtener su autonomía la Universidad Nacional, la Biblioteca Nacional de México, fundada por decreto presidencial en 1867, pasó a formar parte de la estructura de nuestra Máxima Casa de Estudios. Asimismo, pero más adelante, el crecimiento de la colección de periódicos y revista inserta en esta noble institución provocó que por nuevo decreto presidencial otorgado en 1944 se creara la Hemeroteca Nacional de México, instituciones ambas que a partir de la promulgación de la Ley Orgánica de la UNAM de 1945 quedaron bajo el resguardo de la Coordinación de Humanidades, la primera ubicada en el ex-templo de San Agustín y la segunda en el ex-templo de San Pedro y San Pablo en el centro histórico de la ciudad de México.

En este contexto y con la finalidad de formar la Bibliografía Nacional y promover el estudio de sus fondos, en 1959 quedó establecido el Instituto Bibliográfico Mexicano que funcionó hasta 1967, cuando al modificarse el Estatuto General de la UNAM el 16 de diciembre de ese año se crea el Instituto de Investigaciones Bibliográficas, cuyos objetivos, íntimamente relacionados con los esenciales y específicos de esas dependencias, le proporcionaron a éste una mayor solidez y un rango académico superior al adherirle a las dos entidades que resguardan la memoria histórica impresa nacional, además de manuscritos y otros materiales y de cuyos acervos han surgido las investigaciones que incluyen una diversidad de disciplinas y un amplio número de herramientas de consulta especializada, una de las más importantes aportaciones de este instituto en el área de las humanidades.
 
Con esa reforma, el Instituto fue colocado en el mismo nivel de los restantes institutos humanísticos, para proveer no sólo una mayor atención a las necesidades administrativas de la Biblioteca (BNM) y la Hemeroteca Nacionales de México (HNM), sino, también sus labores científicas largamente acreditadas, puesto que sus finalidades son mucho más vastas y ambiciosas que las de una institución guardiana de libros y periódicos.
 
Boletin y Gaceta
Comision para los centenarios IIB
Portal de revistas UNAM
Portal de revistas UNAM

Main page Contacts Search Contacts Search